SEO

SEO

Toda empresa, no solo espera estar en las primeras posiciones de los principales buscadores, sino que a la vez, esperan optimizar y aumentar la popularidad de la web con el objetivo de ser más rastreables y aparecer así, en las primeras posiciones ante las consultas del usuario sin necesidad de un coste publicitario por cada visita.

El concepto SEO (Search Engine Optimization) es utilizado para lograr una mejor optimización del sitio web, con el objetivo de ayudar a los buscadores a indexar la web correctamente, los cuales están en constante evaluación par ver qué se adapta mejor a cada consulta realizada, mostrando la web en las primeras posiciones de la búsqueda para que el usuario encuentre lo deseado rápidamente y de forma sencilla.

Cuando hacemos una búsqueda, los resultados obtenidos los podemos diferenciar fácilmente entre: los que nos aparecen normalmente al inicio y en los laterales con la etiqueta “Anuncio”, los cuales se han realizado mediante una estrategia SEM; mientras que los resultados denominados orgánicos, los cuales se muestran inmediatamente a continuación de los anteriormente comentados, son mediante estrategia SEO.

El Search Engine Optimization no supone un coste directo, sino por el trabajo de la persona o agencia encargada de llevar a cabo esta estrategia, la cual puede ser a corto, medio y largo plazo. Los resultados obtenidos, en cambio, normalmente suelen aparecer más tarde, gracias al trabajo continuo que puede proporcionar, en cualquier momento, un gran posicionamiento.

Dado que es una labor compleja, y precisa de tiempo para que los buscadores rastreen las páginas e inserten los resultados en los servidores, cualquier cambio que se realice durante el proceso, para que haga efecto, precisa de varias semanas hasta que se vuelva a rastrear y se actualice la información que los buscadores tienen almacenada, la cual deben tener actualizada en todo momento porque su objetivo es que el usuario encuentre lo que busca rapidamente.

Los siguientes conceptos: relevancia, popularidad, honradez/claridad son los más importantes ha tener en cuenta en el momento de realizar un SEO.

A diferencia del SEM, utilizaremos un número limitado de keywords para facilitar el trabajo a los buscadores.

Una vez determinadas, deben introducirse en la web, diferenciando títulos, descripciones, fotografías,… de todas y cada una de las páginas de la web, dado que los motores de búsqueda actúan en cada página y no por site completo. De esta forma, se consigue una información clara de cada página de la web que concuerde al máximo, con lo que el usuario busca.

Abordando el concepto de la popularidad, es importante que los internautas conozcan la web y hablen de la misma. Para medir este concepto, Google por ejemplo, ha ideado el Page Rank.

En una estrategia SEO no se garantiza aparecer en los primeros resultados, y hay que tener en cuenta que por norma general, una vez se ha establecido la posición de la site en el ranking, no se generan grandes fluctuaciones, dado que como hemos comentado anteriormente, los resultados aparecen con el tiempo. Una forma fácil de poder seguir los impactos de las acciones realizadas es mediante las herramientas de Google, Google Search Console o Google Analytics.

Finalmente, es importante saber que la combinación de ambas estrategias SEO y SEM, además de las herramientas analíticas mencionadas, conlleva mayores resultados en cuanto a marketing digital.

Deja un comentario